GEOMETRÍA DE LA CULPA


Desnudos hasta que descienda
el cielo y se estrelle contra el asfalto
vuelen las naves del futuro
y esa arquitectura:
Lo que nace muere
o lo que muere nace.

La guadaña de volverte a tener
o volver a dejarte ir
de plástico gastado,
sabor a pomelo en las cicatrices
y las promesas incumplidas de no
añadir peros o lo que es lo mismo
moho a las palabras y se queden
fríos nuestros labios antes
de la llegada del invierno.

Saludos y gracias

PALABRAS QUE NO SON CEMENTERIOS, CEMENTERIOS QUE SON PALABRAS


I

Dos desconocidos a pie de una tumba:
- ¿Usted lo conocía?
- Lo suficiente para venir hasta aquí a menudo y todavía extrañarlo.
- Al final no se hizo viejo.
- Ni inmortal que era su deseo.
- ¿Cuántos se bebía antes de decirle eso?
- Siempre era a la vuelta, después de cerrar todos los bares e irnos ahí donde las ratas bailan y juegan a las cartas.
- Y eso que les tenía pavor.
- Ya te digo, su pesadilla encontrarse con alguna cuando iba a tirar la basura.
-¿Usted sabe lo que realmente le pasó?
- Que tuvo un mal día...
-Eso mismo he querido pensar yo.

Después de un silencio....
- ¿Disculpe, nos conocemos?
- Creo que no, pero le observo y tengo la sensación de que me estuviese reflejando en un espejo.

II

Una mano de mujer entrelazada entre la de un hombre, dos miradas que construyen campos de maíz, de amapolas, y de cualquier semilla que se tire a tierra y dé su fruto. Sentados en una terraza un día donde el sol lleva la contraria a los deseos de las nubes negras y sus diluvios.

Él a ella - ¿Sabes que me haces mejor persona?

Ella a él - ¿Cómo?

- Cuando estoy contigo no tengo la necesidad de beber compulsivamente.

III

- ¡Tira!
-¡Ya voy, ya voy! Para que tantas prisas...
- Te ha salido un seis, mueve, te toca elegir; pasar una vida entera de comieron perdices y vivieron felices con la que llamábamos la chica platónica cuando íbamos a la universidad o en el séptimo partido de las finales en el último segundo meter el triple ganador y conseguir el anillo.
- ¡Tú y tus malditos blancos y negros!
- Como la vida misma....
- ¿Quién te ha dicho a ti que así funcione?
- Mi vocación empírica.

El de la mesa de al lado da el paso que todos los que están alrededor quieren dar pero ninguno se atreve, les pregunta a esos dos vestidos con batas blancas de pelos despeinados y con el tono de voz como si estuviesen hablando por un megáfono:

- Disculpen, ¿a qué estáis jugando?
- A reinventarnos la vida- Responden los dos al unísono.

Saludos y gracias


CUCARACHAS


Dos amigos dando un paseo:

- Qué se yo.... Tal vez nos faltaron pulmones para que todo acabase encajando y lo corrido no quedase en vano. No funciono, eso podría ser la poda.

- ¿Eso es todo?

- ¿Te parece poco lo que te he contado?

- Qué se yo...

En un piso de esos ubicado en un tipo de barrio donde los contratos con Dios no funcionan, no llegan a buen puerto, observemos el relleno de la soledad:

Creo que con esto bastará, este hilo de coser parece lo suficientemente fuerte para que te mantenga sujeta a la pata de la mesa hasta que vuelva, no te apriete demasiado y no te puedas escapar. Tranquila que tan solo serán unas horas, no me demoraré más de lo debido, promesa de boy scout, pero sabes, no me queda más remedio que ir a trabajar y cumplir con el horario, luego dicen que si hago mala cara o que no te cuidas o que si esto otro o eso aquello, no quieren verlo, prefieren mirar hacia otro lado, y no aceptar que un trabajo mal pagado, con unas condiciones humillantes te mata igual que si fumases un paquete de tabaco al día, es como lo del calentamiento global da igual que pienses que no existe, el está ahí con sus efectos y sus historias y si tiene que hacer más calor pues hace más calor y ya está. Es lo que tiene sobrevivir para que vivan unas pocas malditas cucarachas en sus casas de verano con piscina y aire acondicionado. No, no me mires así, no me refiero a ti, me refiero a las malas de tu especie, no sé si sabes cómo va eso de las metáforas... Da igual, no importa, en cuanto tenga un hueco buscaré de que se alimentan las cucarachas y te traeré algo de lo tuyo como premio, si como hemos negociado continuas aquí quietecita en la misma posición en la que te dejo, verás que bien lo pasamos, algo haremos....

¿Oyes eso? Es un mensaje de móvil, una cosa que han inventado para tenernos unos a otros más controlados, y claro si todos lo tienen como vas a decir que no, verdad. Lo llaman adaptarse. Mira, es Mary que si quedamos a cenar, para qué voy a quedar con ella para que me diga lo simpático que soy, lo buen chico a cambio de contarme que está con este, porque ese otro es un cabrón y le hizo no sé qué y que ella no se merece eso. Hay gente que no se da cuenta que el contar ciertas historias a otras personas para desahogarse pueden hacer mucho daño para el que las escucha. ¡Ves, calentamiento global! Aunque uno quiera evitarlo no puede, ahí está.

Bueno lo dicho, mientras esté en el trabajo tu quietecita, no te muevas y no intentes volar ni escaparte. Serán solo unas horas...

Los mismos amigos de antes unos pasos más adelante:

- Maldito barrio este, no me acordaba cuantas cucarachas hay aquí en verano.

- Sí, además ahora vuelan. Joder, que yo recuerde cuando éramos chicos no volaban. ¿Por qué ellas mutan y consiguen superpoderes y nosotros los humanos no? ¿Qué tendrán ellas que no tengamos nosotros?

- A lo mejor ya volaban cuando éramos pequeños solo que no nos acordamos.

- Puede ser, solo digo que si hiciésemos una purga de cucarachas estoy seguro que nadie pondría un pero.

Saludos y gracias

PLATICAMOS


En las horas de insomnio
cae el diente podrido
y un ratoncito viene
a dejar un trozo de pan
mojado en agua
debajo de la almohada
sin que vos se entere
y el zumbido del mosquito
esperará a que apague
la luz, e intente dormir
lo que le impide hacerlo.

- ¿Platicamos? - Preguntará
como quien pregunta a Dios
cuando levanta la mirada hacia el cielo.
¿Con quién?
ese es el escorzo del dolor
que le hace dar vueltas y vueltas
sobre la cama.

Saludos y gracias

TIERRA ROJA


Tierra roja seca
vacía, espora,
llanuras de soledad
frío donde resopla
feliz, el zapato
que se perdió
en la cima de la montaña.

Tierra roja como
organismo vivo
etérea y dos cuerpos
de cera bailan un tango
hasta que se enciende la cerilla
y del sedimento de las lagrimas
se forman las copas de dos árboles.

Tierra roja nostalgia
de la fiesta, de las luces de neón,
del verbo y del cuerpo antes y después
del alba. De los relojes tullidos
y creer, creer, que la luna
estaba tan cerca como el vuelo
de las bicicletas por encima de la tierra roja.

Saludos y gracias

CRIPTOGRAMA


T
E
Q
U
I
E
R
O
D ECIRQUEM
                     E
                    A
                    B
                    U
                    R
                    R
                    E
                    E
                    L
                    M
                   U
                   N
                   D
                   O
                   PORQUETU
                                          N
                                          O
                                              ESTAS
                                               N
                                               E
                                                L

Saludos y gracias

CINE DE VERANO


Sabor agridulce y polvo
en las cornisas de tus recuerdos
no funciona el veredicto
te has ido y en la charca
han vuelto los sapos
de esos que si los columpias
se transforman en trapecistas
y arlequines donde no pesan
sus cuerpos ni la imbecilidad
les ha condenado a masticar
tabaco esperando detrás de gotas
de sudor y en las butacas de un teatro
derruido a que llegue con una entrada
para ver el estreno del cine de verano.

Saludos y gracias

ATADURAS


Me ata
una tendinitis
me ata
el odio
que me dice que te odie
me mata
que los pasos de cebra
que ando no sean los puntos
blancos y negros que forman
constelaciones alrededor de tu cuerpo.

Me ata
tu distancia, tu silencio,
me ata
un te quiero
por si crees que detrás hay
un desolado y desesperado
"quiero que me quieras".
Me mata
un naufragio por no poder
reflejarte el idioma de los espejos
ahí donde el negativo
revela que detrás de un beso nuestro
recuperaríamos todos los abriles
que nos han sido robados.

Saludos y gracias

¿DÓNDE ESTÁS?


Si te preguntas
dónde estoy
mientras te espero.
Emborrachándome
en los bares y en los tejados
para olvidar que te quiero
olvidar porque no apareces.

Saludos y gracias